Publicidad

Los grandes del Ibex

Nuestro mercado sigue dando la sensación de que continuaremos a la baja. Lejos de generar pánico, los movimientos laterales que se produjeron ayer en la mayoría de los índices, sirven para suavizar esta sensación bajista, y alejan la posibilidad de ver un suelo de forma inmediata. El lado bueno sigue siendo el corto, y hay que tener cuidado con las invitaciones a comprar que pueda ofrecernos el mercado con cualquier tipo de rebote.

No hay más que mirar los valores fuertes del Ibex para ver que en sí no tienen apenas fuerza.

Los dos grandes bancos están realizando una figura de canal bajista que apenas da indicios de fuerza en caso rebote. (ver gráfico). No obstante, dentro del carácter bajista de ambos, si vamos a intentar aprovechar cualquier rebote, hay que elegir preferiblemente al BSCH. A la hora de rebotar, su figura es más fiable que la del BBVA y con un teórico recorrido mayor.

De la misma forma se puede acotar Telefónica (ver gráfico). Otro desplazamiento bajista a modo de canal, que en principio tampoco inspira gran fuerza en caso de rebote.

Iberdrola ha realizado un movimiento menos bajista que los anteriores, pero sigue siendo imprescindible mantenerse al margen de ella por ahora (ver gráfico). La operativa es muy complicada, porque pese a que sobre el nivel 8,60 aparentemente confirma una continuidad en el rebote, toda esa zona se encuentra llena de resistencias muy importantes en el corto plazo.

Repsol está siendo el precio utilizado para compensar al alza los recortes de los dos bancos. Sin embargo es importante tener en cuenta la forma en que está realizando este rebote (ver gráfico). Ahí está, una cuña de las clásicas. Muy visible y partiendo limpiamente desde los mínimos. Su ruptura a la baja implica continuidad a la baja, probablemente hasta los mínimos del 24,20.

No obstante, y dentro de lo bajista que está nuestro mercado, Repsol es por ahora el menos bajista de los grandes. Siempre y cuando tengamos en cuenta esa cuña como posible stop (24,90), a la hora de especular en el lado largo, éste es el menos peligroso. En el mejor de los casos, la posible continuidad alcista debería finalizar en la zona 25,55.

Así están las cosas, y así está un mercado en el que la mayoría de operadores trabaja con la esperanza de un rebote. Con todos estos ingredientes no hay forma de desarrollar un movimiento al alza consistente.

Para quienes intervengan en el mercado comprando acciones sigue mereciendo la pena permanecer tranquilos y pacientes a la espera de signos que hagan confiar en un suelo consistente. Todavía no hay claras oportunidades.

Dentro de los valores fuertes, todo se reduce a una posible escaramuza de corto plazo como la de Repsol, siempre y cuando estemos dispuestos a aplicar ese stop férreo en el 24,90.

Comentar este tema en el Foro

Publicidad

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>