Publicidad

Las cartas sobre la mesa

Es probable que las caídas hayan terminado para una buena temporada y ahora nos toque subir. Todo apunta en ese sentido.

La bajada hasta los 10.935 del Ibex fue de las que dejan completamente aturdido al mercado. Fue sólo hace tres sesiones, el 15 de Julio, una de esas jornadas en las que da la sensación de que no hay límites de ningún tipo. Lo mismo podemos caer 300 que 900. Ves los precios caer y te dices -da igual, para qué cerrar un corto o comprar algo, si en 5 minutos estamos 100 puntos más abajo, Esto no hay quién lo pare (ver gráfico).

Sin embargo no nos estábamos dando cuenta de que si dábamos por obvias caídas más fuertes es quizás porque alguien ya nos había hecho vivir esa sensación con anterioridad (ver gráfico).

Durante las sesiones del 21 y 22 de Enero pasado se produjo el mismo fenómeno por primera vez, pero con mucho mayor recorrido. Casi 2.000 puntos de caída en dos sesiones marcan mucho, y sobre todo generan un gran sentimiento bajista en el momento en que el mercado realiza un movimiento similar, como sucedió hace tres sesiones.

Pero los movimientos así no sólo generan ventas en los pequeños especuladores. Además les dejan la sensación de que en cualquier rebote hay que abrir cortos porque será para caer más. Por ejemplo, si la caída al 10.930 hubiera sido más tranquila, como la que veníamos haciendo durante dos meses, constante pero más tranquila, seguiríamos pensando en la posibilidad de un giro inminente al alza y así no consiguen que vendamos.

Sin embargo las manos que mueven el mercado lo han hecho perfecto para poder comprar ellos, nos han hecho pensar que volvían las caídas de Enero y vendamos. Y lo que nos han comprado lógicamente nos lo venderán ellos a nosotros cuando todo haya subido y nos hayan conseguido convencer de que esto se ha normalizado y volvemos a ser muy alcistas.

Por si esto fuera poco, no hay más que ver las noticias que han acompañado a las caídas. Había muchos momentos para intervenir Freddie o Fannie -con esos nombres se merecerían quebrar tal que ya-. Pero si las llegan a intervenir cuando empezamos a caer -hace nada más que dos meses- nosotros habríamos podido vender a tiempo. Pero no, tienen que hacerlo cuando todos los índices mundiales ya han caído (en el caso del ibex un 20%) para que nosotros nos terminemos de convencer de que hay que vender. Para rematarlo, dos días después el mercado realiza la caída del 15 de Julio. Para qué contaros, vaya que sí nos convencen de que hay que vender.

Pero lo más relevante no es que los americanos tengan su Freddie y Fannie, o que nosotros tengamos nuestra Fadesa. Lo más importante es que durante dos sesiones hemos rebotado con fuerza y al mercado siguen llegando noticias negativas. De manera que todavía tenemos recorrido al alza. Y no dejaremos de tenerlo hasta que las noticias sean de recuperación económica y nos convenzan de que los problemas han finalizado.

Los objetivos de esta subida en el Ibex deberían ser en principio el nivel 12.100 (ver gráfico). Con bastantes probabilidades de ir alcanzando con más tiempo niveles superiores como el 12.550.

Lo importante sobre todo ahora es no ser cortoplacistas. Es decir, que si entramos compradores debemos dar por hecho que nos van a asustar con movimientos de recorte rápidos pero sin demasiada profundidad. Lógicamente eso se consigue no apalancándonos demasiado, para que las posibles pérdidas temporales no nos afecten demasiado. Compensa mucho más sacar unos beneficios discretos pero beneficios, que exponernos a estar entrando y saliendo con mucho riesgo para luego en realidad ver cómo el mercado ha hecho el movimiento que esperábamos y nosotros hemos perdido dinero.

Comentar este tema en el Foro

Publicidad

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>